jueves, 22 de diciembre de 2016

ISAAC CASCO: "Creí que mi Vida Estaba Terminada"



El diario "EL PERIÓDICO" de San Francisco, en su edición digital, publicó una nota al púgil de esa ciudad, Abel Isaac Casco, la que reproducimos a continuación.

El boxeador de nuestra ciudad se reinventó en este 2016. Luego de luchar contra su adicción a las drogas, se recibió de enfermero clínico, trabaja en una empresa de salud privada y quiere volver al cuadrilátero en 2017.
“En un momento creí que mi vida estaba terminada, pero no fue así. La pude pelear gracias a mucha gente que me ayudó, ahora quiero vivir y disfrutar esto que me está pasando”, cuenta un alegre Isaac Casco.
Hace unas semanas se recibió con el título de enfermería clínica y domiciliaria y, desde hace unos meses trabaja media jornada en la parte de mantenimiento de la empresa de emergencias médicas Cruz Verde. Mientras tanto, por la tarde, volvió a los entrenamientos con el deseo de subirse nuevamente al cuadrilátero.
“La droga me había retirado del boxeo, me había alejado de todo y necesitaba una mano porque no podía salir”, sostuvo Isaac.
La mano llegó de la Asociación Nazareth, donde encontró la forma de enfrentar sus adicciones y luego de su familia. Su tío Roberto le indicó que estaban buscando personal de mantenimiento en Cruz Verde, un empleo fijo y en regla, distinto al que venía realizando como albañil.
LA OPORTUNIDAD
En la empresa de emergencias le dieron la oportunidad de un trabajo fijo y luego la enfermera María Rosa Marino le propuso hacer el curso de enfermería clínica y domiciliaria que se dicta en el IPEM nº 315, al que Isaac se inscribió y finalizó con éxito.
“Todos creen que los boxeadores terminan de albañil o tirados en la calle -refiere Isaac-, pero lo mío es una muestra de que se puede salir adelante”.
CAMBIAR LA IMAGEN
Casco dejó el boxeo luego de dos duras derrotas, una por el título provincial en el club El Tala ante Luques Castillo, y otra por nocaut en Neuquén, ante “Rayo” Godoy, ambas en 2014.
“Las perdí porque en ese momento había tocado fondo por el problema de mi adicción a la cocaína”, explicó.
Ahora su objetivo es claro, volver de la mejor manera al ring para borrar esas manchas en su carrera deportiva. Actualmente se entrena con Juan Carlos Aguirre con la intención de programar una pelea para marzo del próximo año.
“Quiero volver en el 2017 para demostrar que se puede luchar contra las drogas y que se puede salir adelante. Hoy mi familia está muy contenta y yo me siento muy bien, como si estuviese en mi mejor época”, subrayó con una sonrisa.
Isaac no se olvidó de agradecer a todos los que lo ayudaron a superar un duro momento: “A toda la gente de Cruz Verde, a la profesora María Rosa Marino, a mi tío Roberto y a toda mi familia”.
20 COMBATES
En su carrera profesional, Isaac sostuvo 20 peleas con 11 triunfos, 5 derrotas, 3 empates y 1 sin decisión.

No hay comentarios:

Publicar un comentario